“Ya le tocó su tiempo al sureste”; gobierno impulsa industria eléctrica

87
El presidente López Obrador presenta el Programa Integral de Energía para Yucatán. Foto: Presidencia

El presidente Andrés Manuel López Obrador, en la gira de este fin de semana por el sureste del país, dio el banderazo de inicio de la construcción del Gasoducto Cuxtal Fase II y de dos plantas termoeléctricas de ciclo combinado.

En Mérida, el mandatario señaló: “ya le tocó su tiempo al sureste”, al presentar el Programa Integral de Energía para Yucatán, que con el gasoducto permitirá transportar gas natural de Valladolid a Cancún.

Acompañado del gabinete de Energía, el jefe del ejecutivo federal indicó que el gasoducto tendrá una extensión de 158 kilómetros con una capacidad de 240 millones de pies cúbicos diarios. Su construcción terminará en 25 meses.

Adicionalmente, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) promoverá la inversión para incrementar la capacidad de transporte de gas natural en el sistema Cuxtal-Mayakan, que abarcará desde la zona de Cactus, en Chiapas, hasta Valladolid en Yucatán.

Estas obras aumentarán la capacidad de la CFE en el transporte de gas natural de 240 hasta 500 millones de pies cúbicos diarios.

Centrales eléctricas

El suministro de gas natural a la península de Yucatán y la instalación de nuevas centrales eléctricas constituyen la estrategia de seguridad energética en la península, informó el presidente López Obrador.

Las operación de las centrales eléctricas en Mérida y Cancún iniciará en 2023 y 2024 respectivamente con capacidad de generación de 493 megawatts cada una.

Atenderán la demanda eléctrica de verano, que es la temporada más alta registrada anualmente.

La nueva planta en Mérida beneficiará a 2.5 millones de usuarios y 635 mil hogares; generará mil empleos temporales durante su proceso de construcción y permitirá disminuir las emisiones a la atmósfera.

Además, reducirán en un 74 por ciento los costos de generación, ya que la sustitución de combustibles líquidos por gas natural significa un ahorro anual de tres mil millones de pesos.

“Con eso alejamos el riesgo de apagones y mantendremos precios justos y razonables en la energía eléctrica, que no haya tarifas elevadas”, subrayó el presidente López Obrador

Garantizó que no aumentará el costo de la energía eléctrica durante el sexenio.

“Como bajaremos los costos de producción, una vez que tengamos las plantas analizaremos con realismo la posibilidad de bajar el precio en la Península de Yucatán”, indicó.

Al reafirmar que “ya le tocó su tiempo al sureste”, hizo el compromiso de revisar el contrato de los trabajadores de la CFE y llegar a un convenio en cuanto a las jubilaciones.

0 Shares